28 junio 2008

Belchite, Loarre, Cinco Villas (Uncastillo, Sos del Rey Católico, Sádaba)

Belchite es un pueblo que fue bombardeado durante la Guerra Civil, en 1937, en la batalla del mismo nombre. El pueblo quedó totalmente destruído y se decidió dejar algunas ruinas como testimonio de lo ocurrido, entre ellas la iglesia. Actualmente el pueblo nuevo está a pocos metros de allí.






Muy cerca de allí está Fuendetodos, el pueblo donde nació de Goya. Se puede visitar la casa natal y el Museo del Grabado, relacionado con el pintor.


Yendo hacia el norte se llega a Loarre, un pueblo que se asienta a los pies del famoso castillo. Este castillo es el castillo románico mejor conservado de Europa y en él se rodó la película de El Reino de los Cielos. La visita se hace con un audioguía que va describiendo las diferentes salas. El castillo está construído sobre un promontorio rocoso que domina la extensa llanura.
















Muy cerca del castillo se puede ver esta señal que contiene una pequeña errata: en realidad se trata de huellas de rinoceronte de 25 años situadas a 300 millones de metros...


De camino a la comarca de las Cinco Villas, pasamos por Mallos de Riglos, un pueblo a los pies de unas formaciones rocosas muy curiosas, con paredes verticales que surgen de la nada.


Los pueblos más relevantes de la comarca de las Cinco Villas son Uncastillo, Sos del Rey Católico, Ejea de los Caballeros y Sádaba.

En el pueblo de Uncastillo no pudimos visitar su castillo porque estaba cerrado así que dimos una vuelta por sus calles.





Sos del Rey Católico es el pueblo más bonito y mejor conservado. Allí nació Fernando el Católico.







Sádaba fue el último pueblo que visitamos. Lo más destacable es su castillo del siglo XI que tampoco pudimos visitar por estar cerrado.



23 junio 2008

Alquézar, Guaso, Sierra de Guara

Empezando el camino del tercer y último día de ruta, nos paramos un momento para contemplar las aguas del río Ara.



Paramos en Guaso, un pequeño pueblo en la cima de una colina cerca de Aínsa, en el que merece la pena asomarse a sus fantásticas vistas.


En lo alto del pueblo está la iglesia y su esconjuradero, que es una pequeña construcción abierta a los cuatro puntos cardinales dónde se esconjuraban las tormentas... es decir, donde se rezaba para ahuyentarlas.



Aquí las típicas chimeneas del estilo del Pirineo aragonés:


Nos asomamos a la sierra de Guara, que también tiene bastantes posibilidades...



...y donde se pueden ver bastantes buitres. Pena de no tener un tele más largo!



Lo que abunda en esta zona, además de los buitres, son los barrancos:



Y llegamos al plato fuerte del día, el pueblo de Alquézar. Este lugar debe su nombre al antiguo castillo de Al-Qasr. Este castillo dejó su función defensiva y pasó a ser colegiata. Es un sitio muy agradable donde callejear.









Los callizos son pequeñas calles cubiertas perpendiculares a las calles principales, aquí el llamado pasador de Casa Lailla:


La colegiata se puede visitar. Ofrece una vista interesante sobre el pueblo pero no es imprescindible hacer esta visita, que además es incluso demasiado larga. Se pueden ver restos del pasado militar de la edificación como la entrada en zigzag y las almenas de la muralla.








Al acabar el día nos acercamos hasta el castillo de Monzón, pero estaba cerrado.


Así que nos fuimos para casa, acordándonos mucho del mejor San Juan del mundo mundial que nos estaríamos perdiendo en esos momentos allí lejos en la esquina del mapa...







LinkWithin

Related Posts with Thumbnails